QUIETUD ATEMPORAL


Existe una quietud que no es provocada, una quietud en la cual la mente no utiliza el pensamiento para provocarla. De modo que no interviene el pensador ni el pensamiento, el experimentador y lo experimentado, puesto que experimentador y lo experimentado surge del proceso del pensamiento, y en este proceso el pensamiento está completamente inactivo. Tan solo existe, el estado de experimentar, y en ese estado de experimentar, el tiempo no existe, el tiempo, como ayer, hoy o mañana se detienen completamente. Si puedes estar en contacto, te darás cuenta como la mente que es un producto del tiempo se trasforma por completo así misma. Ahora estas libre de tiempo, y aquello que está libre de tiempo es eterno, no tiene principio ni fin, no tiene causa, y por tanto no tiene efecto, y aquello que no tiene causa es lo real. Podéis experimentarlo ahora, toda forma os está invitando a entrar en la quietud atemporal, no necesitas años de práctica, disciplina o control, solo puede ser ahora.
La sanación surge cuando no hay miedo, cuando no existe el experimentador ni la experiencia, solo en ese lugar la salud es tocada y puede tener lugar una revelación que surge de esa quietud atemporal. Pero no es posible mientras lo intentes cambiar. Es importante comprender que la mente, al tratar de escapar de un estado a otro, sigue funcionando dentro de los límites del tiempo, y por tanto no puede surguir ninguna revelación nueva, ningún cambio.
amor
carles